Niña de 4 años desapareció, 11 día después el perro pidió que lo siguieran y esto fue lo que encontró

Para las personas que han tenido la maravillosa experiencia de ser padres, seguramente saben lo angustiante

que es la idea de perder a un hijo, la preocupación que se siente es definitivamente inexplicable.

¿Y es que cual es el padre que no se preocupa por sus hijos? el bienestar de sus pequeños es algo sumamente importante y si les sucede algo está más que claro que nos sentiremos culpables pues ellos dependen de nuestros cuidados.

Pero debes saber que este tipo de sentimientos de preocupación no ayudan en nada cuando nuestros hijos desaparecen puesto que con solo preocuparnos no logramos que regresen solo porque así lo queremos, más bien debemos actuar.

Pero hoy te traemos u caso particular acerca de una pequeña que se extravió durante largo tiempo luego de haber salido a pasear con su fiel mascota. Si quieres saber lo que pasó sigue leyendo esta historia.

Impresionante la historia de esta niña y el perro

La familia de Karina Chikitiva, una pequeña con tan solo 4 años de edad, sufrió el calvario de la preocupación por la pérdida de su pequeña pues en Julio del año 2014 esta niña desapareció en un bosque en Siberia, luego de que la niña saliera a pasear junto a su fiel perro Kyrachaan.

Durante una semana se mantuvieron las búsquedas de la pequeña, al menos unas cien personas participaron, sin embargo, no se obtuvo éxito alguno pues no lograron encontrar a la pequeña, y fue aquí cuando el perro de la pequeña llegó solo a casa y los familiares y buscadores perdieron las esperanzas.

Antes de decirte como terminó la historia debes saber que la pequeña se encontraba con su abuela el día en que desapareció por lo que esta pensó que la niña había ido a casa de su padre que habitaba cerca, sin embargo, esto no fue así.

Al instante en que se supo de la desaparición de Karina, todos buscaron in descanso, pero no lograban encontrarla y las esperanzas por encontrarlas se desvanecían aún más, pues era un bosque lleno de lobos y osos por lo que era casi imposible que esta niña sobreviviera.

Pasaron 11 días y fue aquí cuando el perro llegó solo a casa y la familia interpretó que Karina estaba muerta pero las intenciones el animal eran otras ya que el perro solo al llegar se mostraba inquieto e hizo que una de las personas lo siguiera de vuelta al bosque.

El hombre y el perro caminaron un largo trecho de 6 km, pero valió la pena pues al final del camino habían encontrado a Karina, débil, pero con vida, solo algunos rasguños, pero nada grave, todo gracias a su amigo fiel Kyrachaan.

A Karina le dieron el apodo de “La niña Mowgli” como el personaje de la película del Libro de la Selva, en poco tiempo esta pequeña se hizo popular y ahora hasta tiene una estatua de ella junto a su perro. Esta estatua se encuentra en el aeropuerto de Yakutsk.

Una historia sorprendente ¿no es cierto? esperamos que te haya gustado.

Comments

comments