Esta niña moría, pero cuando salió a la luz lo que había hecho la madre, el padre quedó roto de dolor

Es muy lamentable que a veces tengamos la percepción de que en el mundo existe más gente mala

que gente buena, pero en efecto, son estos seres malvados y malignos los que más captan la tensión debido a sus atroces actos.

Es difícil tener que relatar historias como esta, pero no queda de otra, ya que de este modo es el único por cómo podemos evitar que estos casos se repitan o en todo caso prevenir que este tipo de actos se vuelvan recurrentes o se tomen con normalidad.

En este caso se trata de la historia de una niña que recibió tanto maltrato por parte de la pareja de su madre que la pequeña no pudo sobrevivir. Si quieres saber más detalles sobre lo ocurrido puedes seguir leyendo esta información.

Su padre la acompañó hasta el último minuto, pero lo que hizo la madre no tiene perdón

No podríamos imaginar que a una madre no le duele el estado de su hijo, su bienestar y su comodidad, sin embargo, hay casos muy atroces donde son los mismos padres quienes hacen que la vida del niño sea miserable, bien sea con maltratos o hasta llevándolos a la misma muerte.

En este caso, la pequeña afectada tenía por nombre “Ariana”, esta vivía con su madre, pues esta se encontraba divorciada del padre biológico. De igual forma, el padre real de Ariana, llamado Senad Kardasevic, visitaba a su bebé muy a menudo.

Para su sorpresa, en un tiempo, la bebé comenzó a presentar moretones, en un principio Senad no le hizo mucho caso, pues podía tratarse de golpes que la misma niña propiciaba, pero cuando comenzó a notar los moretones con regularidad, pidió ayuda a servicios sociales.

Por su parte, la madre de Ariana, se encontraba saliendo con otro hombre, por lo que la gente de servicios sociales pensó que la reacción de Senad no era más que una escena de celos, además, no encontraron más pruebas ni ahondaron en su caso por la misma razón.

Lastimosamente, un día, la madre de Ariana llamó a una ambulancia diciendo que su hija había tenido un accidente con el radiador y se había quemado. Pero, cuando atendieron al llamado, la niña estaba peor de lo que se comentaba, tenía varios huesos rotos, la cara hinchada, muchos moretones y demás.

Evidentemente, eso no había sido un accidente, y fue su mismo padre el que hizo la denuncia para que investigaran el caso. Aunque en ese momento las personas de servicios sociales sí se dieron cuenta de que algo andaba mal con respecto a la mujer y su novio, la pequeña Ariana no pudo resistir más de tres días en el hospital y murió, Senad, su padre fue el único que estuvo ahí a cada minuto antes de su partida.

Sin duda, es algo muy lamentable, pero nos demuestra que no tenemos que dejar de lado situaciones sospechosas como esta, por más que las medidas especiales no nos quieran prestar ayuda, no hay que descuidar la seguridad de quienes amamos.

Comparte y comenta este artículo.

Comments

comments